Es un producto respetuoso con el medio ambiente que se obtiene mezclando, en fase de elaboración y mediante un sofisticado ciclo de fabricación, varios componentes, entre los cuales destacan: polvo de corcho en varias granulometrías, resina acrílica, grasas vegetales y agua.

El corcho proyectado se presenta como una pasta más o menos densa (dependiendo del tipo), para convertirse, una vez aplicada, en una masa compacta con buena adherencia a todo tipo de superficies, sea lisa o rugosa e irregular, con óptimas características de durabilidad y manejo, elasticidad a situaciones extremas de temperatura (congelación).

Usos y aplicaciones

Apropiado para ser revestido en diversos tipos de soporte en interiores y exteriores dando una muy buena terminación. Por sus propiedades el corcho proyectado, es un producto apto para el encapsulado de uralita ya que es natural termico e impermeable. La versatilidad de aplicaciones se debe principalmente a la conjunción del material que permite optimizar cada una de ellas en función de la aplicación.
Fachadas: Impermeabilización, aislamiento térmico y durabilidad.
Humedades: Transpiración, aislamiento y acabado estético.
Cubiertas: Impermeabilización, durabilidad y aislamiento térmico.
Pavimentos: Impermeabilización y durabilidad.
Encapsulado de uralita: Adherencia, durabilidad y ecología.

Ventajas y propiedades

Impermeable, tansitable, elástico, aislante térmico, duradero, aislante acústico, ignífugo, biodegradable.